El cohete chino fuera de control: qué probabilidades hay de que caiga en Perú | VIDEO

El cohete podría caer en Nueva York, Pekín, Río de Janeiro, Lima, entre otras ciudades.


Un cohete chino fuera de control, denominado Long March 5B, caerá la madrugada, las 02:48 del domingo 9 de mayo en la zona horaria UTC (21:48 del sábado 8 en el Perú). Todo esto se trataría de estimaciones sujetas a cambios y el cohete podría caer recién el lunes en la madrugada.

Lo que sí tenemos es la trayectoria del Larga Marcha 5B. El cohete podría caer en Nueva York, Pekín, Río de Janeiro, Lima, entre otras ciudades. También podría caer en el mar.

¿Qué dice China al respecto?

China aseguró este viernes que las probabilidades de que el Larga Marcha 5B cause daños son “extremadamente bajas”.

“La mayoría de los componentes se destruirán al entrar en la atmósfera”, indicó Wang Wenbin, portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores.

¿Qué dice el Pentágono?

Desde el Pentágono se hace seguimiento, pero con calma. Lloyd Austin, secretario de Defensa de EE.UU., dijo esperar que el objeto caiga en un lugar deshabitado “donde no dañe a nadie”.

Estados Unidos aclaró que no tiene planes de derribar el cohete chino. Austin también hizo un “jalón de orejas” a China por lo que vamos a explicar a continuación.

¿Por qué ocurre esto?

Es usual que un cohete vuelva a la Tierra tras dejar una carga en la órbita, pero China ha sido criticada por no prestar mucha atención a cómo ocurre este proceso.

La mayoría de los lanzamientos chinos experimentan lo que se llama una reentrada no controlada. Ya vimos en 2020 cómo restos de otro cohete Larga Marcha 5B cayeron en Costa de Marfil.

Recordemos que el jueves 06 de mayo, China lanzó el primero de los tres elementos de su estación espacial, la CSS, cuyo montaje se hará a lo largo de diez misiones y terminará a finales de 2022.

El módulo central Tianhe (Armonía celeste), el lugar donde vivirán los astronautas, fue propulsado por el cohete Long March 5B (Larga Marcha 5B), y es la nave de 21 toneladas que ahora caerá en algún punto del planeta.

Si bien la nave será parcialmente destruida en la atmósfera durante su regreso, reduciendo su tamaño, todavía quedarán escombros potencialmente peligrosos. Y según los datos aportados por el Pentágono, el cohete pasaría por el Océano Índico a la altura de Sudáfrica, después ingresaría a la masa continental vía el Atlántico y después seguiría por el Pacífico hacia el norte, cayendo en la superficie en algún momento entre el sábado y domingo.


¿Te gusta la noticia? ¡Comparte con tus amigos!